domingo, 29 de abril de 2012

Plustrabajo y plusvalía (pospolo kutxa)

tomado de pospolo kutxa, 1. zenbakia (marzo-abril 2012 martxoa-apirila)


Formación

Plustrabajo y plusvalía

      Para la compresión del sistema capitalista, aquel que nos explota y como marxistas-leninistas tenemos el deber de destruir, debemos tener claros varios conceptos, principalmente los que nos aclaren su verdadero funcionamiento, el cual nos lleva a una sociedad de explotadores y explotados.
      En este sistema, el capitalista cuenta con los medios de producción, lo que forman su capital constante (maquinaria, inmuebles...); y la fuerza de trabajo, que su compra supone su capital variable (salarios...). ¿Pero cuándo tiene lugar la explotación?

      ¿Qué es el plustrabajo?

      Durante la producción, la fuerza de trabajo crea su valor, por el que es pagada. Pero sin embargo, ésta llega a producir más. Este tiempo no remunerado es el plustrabajo.
      Por ejemplo: un zapatero cobra por reparar en una tienda una media de zapatos al día. La fuerza de trabajo que suponga reparar más de esa media en una jornada será el plustrabajo.

      ¿Qué es la plusvalía?

      Como antes hemos dicho, la fuerza de trabajo que produzca más de su valor se traduce en plustrabajo. Este valor que se ha creado de más es la plusvalía.
      Un pequeño ejemplo: un zapatero cobra X euros por un mes reparando zapatos, cuando su trabajo supone un valor de X+Y euros. Esos Y euros de más, los que no ha cobrado el zapatero, es la plusvalía. El trabajo no remunerado del que se beneficia el capitalista, el fruto de la explotación del trabajador.
      Hay dos formas de plusvalía: la plusvalía absoluta, alargando la jornada de trabajo con horas no pagadas; y la plusvalía relativa, aumentando la intensidad del trabajo (aumentando el ritmo de producción o valiéndose de maquinaria más productiva).