viernes, 11 de mayo de 2012

Bill Bland sobre el revisionismo coreano (quinta parte)

(LAS FACETAS REVISIONISTAS DEL KIMILSUNGISMO)

La transición a la etapa de la revolución socialista

El marxismo-leninismo mantiene que, en la transición de la etapa nacional-democrática del proceso revolucionario a la etapa socialista

” … el proletariado deja a un lado a la burguesía nacional”. (Iosif V. Stalin: ‘Cuestiones de la Revolución china’, en: ‘Obras’, volumen 9; Moscú; 1954; p. 225).

En violación de este principio marxista-leninista, el kimilsungismo mantiene que la transición a la etapa socialista del proceso revolucionario puede llevarse aunque en alianza continua con la burguesía nacional:

“Los empresarios y comerciantes de nuestro país son compañeros de viaje … no sólo en llevar a cabo la revolución democrática sino también en la construcción socialista”. (Kim Il Sung: ‘Sobre las tareas inmediatas del poder popular en la construcción socialista’, en: ‘Obras escogidas’, volumen 2; Pyongyang; 1975; p. 37).

“Desde el principio, nuestra política en lo que respecta a la burguesía nacional no era sólo para llevar a cabo la revolución democrática antiimperialista y antifeudal junto con ellos, sino también para llevarlos con nosotros a una sociedad socialista, comunista”. (Kim Il Sung: ‘Vamos a seguir fortaleciendo el sistema socialista de nuestro país’, en: ‘Obras escogidas’, volumen 6; Pyongyang; 1975; p. 317).

“Los capitalistas nacionales … salieron en apoyo de la línea del Partido de la revolución socialista”. (‘Transformación socialista del Comercio Privado y la Industria en Corea’; Pyongyang; 1977; p. 20).